10 Potentes Beneficios Del Apio Que Potencializarán La Salud

El apio es un vegetal de la familia de plantas llamada Apiaceae. Los beneficios del apio comienzan siendo una fuente excelente de antioxidantes y enzimas beneficiosas, además de vitaminas y minerales como  vitamina K, vitamina C, potasio, ácido fólico y vitamina B6.

Administrado como un agente antihipertensivo en la medicina popular durante siglos, el apio continúa demostrando que existen muchos beneficios cardiovasculares. En estudios farmacológicos recientes, el apio demuestra actividades antioxidantes y antiinflamatorias que ayudan a mejorar la presión arterial y los niveles de colesterol, así como a prevenir la enfermedad cardíaca.

El apio también proporciona fibra dietética, especialmente cuando se come más de una taza a la vez, lo que aumenta la digestión y la pérdida de peso. Además, el alto porcentaje de agua y electrolitos del apio puede evitar la deshidratación, y los compuestos especiales ayudan al apio a actuar como diurético y reducir la hinchazón. Como proveedor de flavonoides antioxidantes y fitonutrientes polifenólicos, otros beneficios importantes del apio incluyen su capacidad para mejorar la salud del hígado, la piel, los ojos y la salud cognitiva.

los grandes beneficios del apio

Beneficios del apio

La mayoría de las personas eligen comer tallos de apio, pero las hojas y las semillas de apio también son comestibles y beneficiosas. Por ejemplo, las hojas de apio son una gran adición a las salteadas y las sopas.

Las semillas de apio, que se pueden encontrar en forma de semillas enteras, en forma de extracto o molidas, tienen beneficios de salud impresionantes por sí mismos, ya que ayudan a reducir la inflamación y combatir las infecciones bacterianas. En algunos lugares el apio se cultiva por sus semillas beneficiosas, que en realidad son un tipo muy pequeño de fruta. Las semillas de apio se usan comúnmente como especia cuando se trituran y contienen un compuesto aceitoso especial llamado apiol que se usa como agente aromatizante y para muchos usos medicinales.

Teniendo en cuenta esto, vamos a conocer con precisión los beneficios del apio que son los siguientes:

1.- Ayuda a reducir el colesterol alto

Los beneficios del apio incluyen su  poder para reducir el colesterol que lo hace útil para mejorar o mantener la salud del corazón. El apio contiene un compuesto único llamado  3-n- butilftalida (BuPh) que previamente se había informado que tenía una acción hipolipemiante, pero los investigadores creen que el apio tiene muchos otros compuestos beneficiosos que aún están surgiendo en la investigación.

En un estudio realizado por el Departamento de Farmacología en la Universidad de Singapur, cuando las ratas fueron alimentadas con una dieta alta en grasas durante ocho semanas, las ratas a las que se les había dado extracto de apio mostraron niveles significativamente más bajos de lípidos en su sangre en comparación con el grupo control ratas que no recibieron extracto de apio.

El grupo que suplementó con extracto de apio experimentó una reducción beneficiosa en las concentraciones de colesterol sérico total (CT), colesterol de lipoproteínas de baja densidad (LDL-C) y triglicéridos (TG).

2.- Disminuye la inflamación

El apio contiene antioxidantes y polisacáridos que se sabe que actúan como antiinflamatorios, especialmente los antioxidantes flavonoides y polifenólicos. Estos respaldan la salud general, especialmente a medida que envejecemos, combatiendo el daño por radicales libres (o estrés oxidativo) que puede provocar inflamación. La inflamación a menudo contribuye a enfermedades crónicas como el cáncer, las enfermedades cardíacas, la artritis y muchas más.

Los investigadores han reconocido más de una docena de diversos tipos de antioxidantes que son mencionados como los grandes responsables de los beneficios del apio; estos incluyen ácidos fenólicos como el ácido cafeico y el ácido ferúlico, además de flavonoides como la quecetina. Esto hace que el apio sea útil para tratar una amplia gama de afecciones agravadas por la inflamación: dolor en las articulaciones (como artritis), gota, infecciones renales y hepáticas, trastornos de la piel, síndrome del intestino irritable e infecciones del tracto urinario, por nombrar algunos.

3.- Ayuda a prevenir o tratar la presión arterial alta

Los extractos de semilla de apio tienen propiedades antihipertensivas que ayudan a reducir la presión arterial alta, uno de los factores de riesgo importantes para la enfermedad coronaria que es la mayor causa de mortalidad en los países industrializados.

Los beneficios de las semillas de apio incluyen ayudar a controlar los niveles crónicos de presión arterial elevada. Los beneficios del apio para reducir la presión arterial provienen de sus semillas, que contienen extractos hexanicos, metanólicos y etanólicos acuosos que mejoran la circulación, disminuyen la inflamación y ayudan a controlar la presión arterial.

Cuando las ratas recibieron extracto de semilla de apio durante un período de siete semanas, experimentaron mejoras significativas en los niveles de presión arterial en comparación con las ratas alimentadas con la misma dieta pero sin recibir extracto de apio. Se cree que el apio ayuda a reducir la presión arterial alta al actuar como un relajante muscular liso y mejorar el flujo de calcio y potasio hacia y desde las células. El extracto de apio ayuda a mejorar el flujo sanguíneo y ayudar a la salud general del corazón.

4.- Ayuda a prevenir las úlceras

Este es uno de los beneficios del apio que quizás no conozca: puede ayudar a prevenir o reducir la formación de úlceras dolorosas. Un estudio de 2010 publicado en el Journal of Pharmaceutical Biology encontró que el apio posee un tipo especial de compendio de etanol que es útil para resguardar el revestimiento del tracto digestivo de las  úlceras. El extracto de apio tiene la capacidad de reabastecer significativamente los niveles de moco gástrico agotados que se necesitan en el revestimiento del estómago para evitar la formación de pequeños agujeros y aberturas.

Los investigadores creen que el apio nutre el estómago, el colon y los intestinos debido a la presencia de componentes químicos como flavonoides, taninos, aceites volátiles y alcaloides que controlan el nivel de ácido gástrico liberado al mismo tiempo que mejoran el nivel de moco protector.

5.- Protege la salud del hígado

Cuando los investigadores del Departamento de Nutrición y Ciencia de Alimentos de la Universidad de Helwan en Egipto alimentaron apio con ratas (junto con achicoria y cebada), estas ratas experimentaron una reducción en la cantidad de acumulación de grasa peligrosa dentro del hígado.

Precisamente, cuando los investigadores suplementaron las dietas altas en colesterol de ratas con apio, achicoria y cebada en polvo, observaron una mejora en la función de las enzimas hepáticas y los niveles de lípidos en la sangre. Mientras más apio, achicoria y cebada recibían las ratas, mejoró su salud hepática. Esto sugiere que una dieta rica en apio, así como en achicoria y cebada, puede ser beneficiosa para las personas que padecen enfermedades hepáticas.

beneficios del apio

 

6.- Beneficioso para la pérdida de peso

El apio es extremadamente bajo en calorías y puede ser un alimento valioso para ayudarlo a perder peso debido a su capacidad para proporcionar nutrientes vitales y para ayudar a regular el metabolismo de los lípidos (grasas). Uno de los principales beneficios del apio es que es muy rico en nutrientes, lo que significa que proporciona antioxidantes, electrolitos, vitaminas y minerales como la vitamina C, las vitaminas B y el potasio, todos con muy pocas calorías.

7.- Aumenta la digestión y reduce la hinchazón

Las semillas de apio contienen un compuesto que tiene un efecto diurético y ayuda al cuerpo a desintoxicarse. En estudios con ratas, el volumen de orina fue significativamente mayor cuando las ratas recibieron extracto de apio en comparación con un grupo de control.

Los beneficios del apio que son digestivos se deben en parte a su efecto diurético. Este también podría ser uno de los posibles mecanismos antihipertensivos de las semillas de apio que ayuda a disminuir la presión arterial. Debido a que mejora la circulación dentro de los intestinos, también es útil para mejorar la digestión al ayudar a aliviar la hinchazón y la hinchazón debido a la retención de agua.

8.- Contiene propiedades antimicrobianas que combaten las infecciones

Las semillas de apio se han usado durante siglos como una medicina herbal con efectos antibacterianos informados. Un informe de 2009 publicado en el Journal of Pharmacy and Pharmacology muestra que el apio contiene componentes antimicrobianos especiales que se encuentran en las semillas de la planta de apio.

Cuando se extrajo el extracto de las semillas de apio y se combinaron con compuestos bacterianos dañinos que causan infección en humanos, el extracto de apio pudo purificar significativamente y reducir el crecimiento de las bacterias, sugiriendo que el apio puede usarse para aumentar la inmunidad y combatir las infecciones bacterianas.

9.- Ayuda a prevenir las infecciones del tracto urinario

Debido a que el apio ayuda a reducir el ácido úrico y estimula la producción de orina, los beneficios del apio son buenos para combatir las infecciones bacterianas en el tracto digestivo y los órganos reproductivos. De manera similar a los arándanos rojos  que son conocidos por combatir las infecciones del tracto urinario (ITU), el apio puede ayudar a prevenir tales UTI, así como trastornos de la vejiga, problemas renales y posiblemente incluso quistes en los órganos reproductivos.

10.- Puede ayudar a proteger contra el cáncer

¿Otro de los importantes beneficios del apio? Está en la misma familia de plantas que las verduras protectoras del cáncer, como las zanahorias, el apio, el hinojo, el perejil y la chirivía, que contienen compuestos quimioprotectores llamados poliacetilenos. Los primeros estudios han demostrado que los poliacetilenos ayudan a reducir la toxicidad y a luchar contra la formación de cáncer, específicamente cáncer de mama, cáncer intestinal y leucemia.

Los poliacetilanos tienen muchos efectos que aumentan el sistema inmune, incluidas las capacidades de combatir tumores que impiden que las células mutadas proliferen. Según la facultad del Departamento de Ciencias Agrícolas de la Universidad de Aarhus en Dinamarca, «los poliacetilenos han mostrado muchas bioactividades interesantes, incluyendo antiinflamatorios, antiagregantes plaquetarios, citotóxicos, actividad antitumoral, así como actividad contra bacterias y micoplasmas».

el apio

Historia de apio

El apio es un vegetal muy viejo, con registros que muestran que las hojas de apio eran parte de los restos encontrados en la tumba del faraón «Rey Tutankamón«, que murió en 1323 aC. En la Grecia antigua, las hojas de apio se usaban como guirnaldas para los muertos y para hacer coronas o coronas que se entregaban a los ganadores de las batallas. El apio incluso se menciona en La Ilíada y La Odisea de Homero; Se decía que los caballos crecían sobre apio silvestre que crecía en Troya.

En el pasado, el apio se cultivaba como un vegetal principalmente durante el invierno y los primeros meses de primavera. A la gente le gustaba comer apio para ayudar con la «limpieza» y creía que el apio actuaba como un tónico de desintoxicación natural que podía prevenir la enfermedad. Las semillas de apio también se usaron para ayudar a aliviar el dolor.

Cómo comprar y almacenar apio

Hoy, en América del Norte, el tipo de apio más cultivado y consumido se llama «apio pascal», mientras que en Europa el apio «apio nabo» es más popular. El apio se considera un cultivo de temporada larga y algo difícil de cultivar, ya que necesita humedad constante y no puede soportar el calor muy bien. Crece mejor en climas fríos y húmedos y se puede encontrar la mayoría de las veces del año, especialmente durante el otoño y los meses de invierno.

Sabiendo que el apio es uno de los vegetales con rociado más químico que existe, siempre busque apio orgánico siempre que sea posible para obtener los mejores beneficios del apio sin consumir toxinas y productos químicos. El informe del 2014 del Environmental Working Group muestra que el apio generalmente se rocía con varios tipos de pesticidas y figura en la lista de las frutas y verduras «Docena sucia» que contienen la mayor cantidad de residuos de pesticidas.

Al elegir el apio, asegúrese de que los tallos parezcan firmes y no demasiado flexibles. Si los tallos aún tienen sus hojas unidas, busque hojas de colores brillantes que no se marchiten.

No lave el apio de inmediato después de llevarlo a casa, porque esto puede causar que vaya más rápido. Guarde el apio seco, envuelto en una toalla de papel si lo desea, dentro del refrigerador durante aproximadamente 5-7 días como máximo. Después de este tiempo, el apio tiende a debilitarse y su contenido de nutrientes comienza a disminuir. Tampoco se recomienda congelar el apio porque se marchita fácilmente y se volverá pastoso una vez descongelado.

Para limpiar y cortar el apio, deseche la base que generalmente es firme y blanca. Puede guardar las hojas y utilizarlas en recetas, como sopas o salteados. Las hojas de apio son una buena fuente de vitaminas y minerales como los tallos, ¡así que no los desperdicie! Enjuague los tallos de apio y las hojas bien para eliminar la suciedad del aerosol plaguicida persistente y luego cortar los tallos en pedazos.

Datos Nutricionales De Apio

El apio contiene minerales como calcio, sodio, cobre, magnesio, hierro, zinc y potasio. Contiene ácidos grasos y vitaminas que incluyen vitamina A, K, C, E, D y las vitaminas B (tiamina, riboflavina, ácido fólico, vitamina B6 y vitamina B12). También contiene  fibra.

¿Cómo Seleccionar Y Almacenar?

Es fácilmente disponible en los mercados de todo el mundo. Elija el que es de color verde, no tiene decoloración, tiene hojas frescas y crujientes; guárdelo en el refrigerador y úselo en 5-7 días; asegúrate de no congelarlo.

  • Ensalada: Agregue hojas de apio picadas a las verduras o carne de su elección. Agregue sal y pimienta machacada a la ensalada. Para el aderezo, rocíe jugo de lima y aceite de oliva.
  • Ensalada de fruta: mezcle las rodajas de manzanas, las nueces, como los cacahuates, las pasas, etc., con las hojas de apio picadas en un tazón. Mezcle el jugo de naranja con mayonesa y vierta sobre la mezcla.
  • Sopas: Agregue tallos de apio y hojas a las sopas, salsas, etc. según su elección.

Las semillas de esta verdura contienen aceites volátiles, flavonoides, cumarinas y ácido linoleico, y por lo tanto no son buenas para las mujeres embarazadas porque pueden causar contracciones en el útero. ¡Aparte de eso, come tantos tallos crujientes, verdes y saludables como puedas!

►Video recomendado: Para Que Sirve El Apio – Propiedades, Beneficios Y Contraindicaciones Del Apio

Deja un comentario