8 Beneficios De Consumir Leche De Avena Para La Salud

Los beneficios de la  leche de avena está causando curiosidad últimamente en las vidas de muchas personas, ¿pero realmente es efectiva? ¿se puede tomar un latte de vainilla con esta leche de avena? ¿suena extraño no?

 El sabor cremoso es preferido por los consumidores y la consistencia rica, que se combinan perfectamente con los brebajes diarios de café, pero ¿es la leche de avena realmente buena para las personas? sin embargo, la avena tiene sus propios beneficios de salud únicos y en la leche es una de las opciones más deliciosas. El siguiente articulo responderá las dudas.

¿Qué es la leche de avena?

La leche de avena se obtiene de empapar la avena en agua durante un tiempo, después de lo cual se mezcla y se filtra. Lo que queda es un líquido blanco, que es muy nutritivo por naturaleza. En comparación con la leche convencional.

Gracias a su creciente popularidad, la leche de avena ya está disponible en muchas tiendas de comestibles y mercados de alimentos saludables.

No solo los fabricantes de alimentos hacen que sea más fácil que nunca disfrutar de este tipo de leche, sino que también agregan vitaminas y minerales adicionales para crear un producto rico en muchos micronutrientes que se encuentran en la leche de vaca, como la vitamina A, el calcio, la riboflavina y la vitamina D.

Nutrientes de la leche de avena

Los nutrientes que posee la leche de avena son relativamente bajos en calorías, pero contiene proteínas y, por lo general, está enriquecida con vitaminas y minerales como el calcio, la riboflavina y la vitamina D.

Las variedades comerciales también pueden contener ingredientes agregados que se usan para prolongar la vida útil y mejorar el sabor.

Hay que tener en cuenta que la nutrición casera con leche de avena puede variar ligeramente y puede ser más baja en muchos de los micronutrientes que agregan los fabricantes de alimentos.

Esta variante de leche contiene una cantidad sorprendentemente grande de nutrientes, que incluyen fibra, calcio, vitamina A y hierro. De hecho, la leche de avena posee el doble de vitamina A que la leche de vaca y aproximadamente el 10% de su ingesta diaria de hierro.

Este tipo de leche también es notablemente más bajo en grasa y no contiene colesterol, lo que hace que algunas personas crean que en realidad es una opción más saludable que la leche de vaca.  También contiene aproximadamente 1 gramo de proteína y 130 calorías por taza

Beneficios de la leche de avena

Los beneficios que aporta leche de avena no solo tiene algunos nutrientes impresionantes, sino que también tiene un efecto directo en su salud general, como prevenir la anemia, estimular el sistema inmunológico, prevenir y reducir el colesterol, aumentar la fortaleza ósea y ayudar a la visión, entre otros.

1.- Ayuda a prevenir la anemia

 La anemia es una condición grave caracterizada por la falta de glóbulos rojos en el cuerpo. Esto puede resultar en una larga lista de síntomas de anemia, que van desde fatiga hasta piel pálida y más allá.

Por esta razón, los que siguen una dieta vegetariana o vegana tienen un gran porcentaje de combatir la de anemia.

Solo una taza de leche de avena contiene aproximadamente el 10 por ciento del hierro que necesita durante todo el día, lo que lo convierte en una fuente de hierro, especialmente buena para veganos y vegetarianos. Combinado con otros alimentos ricos en hierro, como la las lentejas y la remolacha. agregar una o dos porciones de leche de avena en la dieta puede ayudar a promover la producción saludable de glóbulos rojos y prevenir la anemia.

2.- Fortalece los huesos

La leche de avena comercial a menudo está enriquecida con calcio y vitamina D, dos micronutrientes importantes que desempeñan un papel central en la salud ósea.

Aproximadamente el 99 por ciento del calcio en su cuerpo se encuentra en sus huesos y se usa para regular el desarrollo y el mantenimiento de los huesos.

Mientras tanto, la vitamina D trabaja para mejorar la absorción de calcio para mejorar aún más la salud ósea.

A menudo se recomienda aumentar la ingesta de calcio y vitamina D en el tratamiento de afecciones como la osteoporosis para ayudar a mantener los huesos fuertes. Según una revisión del Centro de Osteoporosis de Alemania Occidental de la Universidad de Colonia en Alemania, tener niveles bajos de calcio y vitamina D puede resultar en un aumento en la degradación de las células óseas, más un riesgo más alto de debilidad y fracturas óseas.

3.- Favorece al sistema inmunológico

La leche de avena es una alternativa para comenzar a incorporarlo en las comidas o dieta,  la leche de avena  puede ayudar a estimular el sistema inmunológico por sus nutrientes y vitaminas.

La mayoría de las leches de avena comerciales son una gran fuente de vitamina D y vitamina A, dos nutrientes que son esenciales cuando se trata de mejorar la inmunidad y prevenir enfermedades e infecciones.

Los estudios muestran que la vitamina D está relacionada directamente con la función de las células inmunitarias, y una deficiencia puede estar asociada con un mayor riesgo de afecciones autoinmunes.

4.- Reduce el colesterol

 La avena es bien conocida por sus beneficios saludables para el corazón y su capacidad para mantener los niveles de colesterol bajo control. Esto se debe a que contienen un tipo de fibra soluble llamada beta-glucano, que ha demostrado tener potentes propiedades para reducir el colesterol.

Curiosamente, la investigación ha encontrado que los efectos beneficiosos del beta-glucano en la avena se mantienen incluso en las bebidas de avena como la leche de avena.

Un estudio en humanos publicado en Annals of Nutrition & Metabolism encontró que beber leche de avena durante cinco semanas redujo significativamente los niveles de colesterol LDL total.

 Otro estudio realizado en el Departamento de Nutrición Aplicada y Química de Alimentos de la Universidad de Lund en Suecia arrojó resultados similares, y reportó que el consumo de leche de avena durante solo cuatro semanas fue eficaz para reducir los niveles de colesterol en sujetos sanos.

5.- Mejora la visión

Al consumir la leche de avena se sabe que hay una fuente valiosa de vitamina A, la cual puede actuar como antioxidante en ciertas situaciones. Más específicamente, se sabe que la vitamina A reduce la degeneración macular y el estrés oxidativo en la retina.

7.- Aumenta la fuerza ósea

La leche de avena contiene una concentración muy alta de calcio, así como hierro y varios otros minerales. Esto es muy importante para mantener la densidad ósea a medida que envejece y para garantizar que los huesos se mantengan fuertes y duraderos.

8.- Reduce la inflamación

Algunas investigaciones han demostrado que el consumo regular de leche de avena puede disminuir el estrés oxidativo general y la inflamación en el cuerpo y puede ayudar a disminuir el riesgo de desarrollar enfermedades crónicas.

Desventajas de la leche de avena

Aunque puede tener algunos beneficios potenciales para la salud, hay algunos peligros de la leche de avena que también deben tenerse en cuenta.

  • Mientras que comprar leche de avena definitivamente puede ahorrarle algo de tiempo, las variedades comerciales a menudo están llenas de aditivos, conservantes y azúcares que pueden disminuir algunas de sus propiedades que promueven la salud.
  • Aunque a menudo contiene vitaminas y minerales añadidos que pueden ser beneficiosos, la leche de avena también contiene espesantes y emulsionantes que pueden afectar la salud digestiva y podrían alterar el microbioma intestinal.
  • Además, aunque la avena es naturalmente libre de gluten, a menudo se procesan en instalaciones que también procesan otros granos que contienen gluten como el trigo o la cebada, lo que resulta en contaminación cruzada.
  • Si tiene enfermedad celíaca o sensibilidad al gluten, debe optar por avena o leche de avena sin gluten certificada para evitar la contaminación cruzada.
  • La leche de avena tampoco es naturalmente tan densa en nutrientes como la leche convencional. Si bien una variedad enriquecida es una buena fuente de muchas de las vitaminas y minerales que se encuentran en la leche y puede ser un sustituto adecuado de la leche en términos de nutrición. Preparar la propia leche de avena en el hogar puede resultar ser más beneficiosa que adquirirlo en una tienda.

Leche de avena vs. Leche convencional

Entonces, ¿cómo se compara la leche de avena con la leche convencional y cómo se compara con otros sustitutos populares de la leche, como la leche de almendras?

Cuando se trata de sabor y textura, la leche de avena tiene un sabor naturalmente dulce como la leche de almendras y es delgada, como la leche descremada.

Al igual que otras leches de nueces, generalmente está disponible en varios sabores diferentes, como el chocolate o el café, aunque también es posible optar por variedades sin azúcar y sin sabor.

En términos de nutrición, la leche de avena contiene más calorías y carbohidratos que la leche de almendras, pero también contiene más proteínas y fibra.

Al igual que las variedades de avena, la leche de almendras a menudo está enriquecida con micronutrientes, como la vitamina D y el calcio. Sin embargo, hay algunas diferencias mínimas entre las dos: la leche de almendras también contiene vitamina E, por ejemplo, pero es más baja en riboflavina.

En comparación con la leche de vaca normal, la leche de avena es ligeramente más baja en calorías, pero contiene casi el doble de carbohidratos.

 La leche de vaca también es alta en proteínas y rica en muchas vitaminas y minerales importantes. Si bien muchos de los micronutrientes en la leche de avena se agregaron durante el procesamiento, la leche convencional es una fuente natural de muchos nutrientes como el calcio, la riboflavina y la vitamina B12.

Además, la leche de avena es un poco más limitada en sus usos potenciales. Si bien la leche convencional y la leche de almendras pueden calentarse con calor moderado, la leche de avena se vuelve más espesa y gelatinosa cuando se calienta.

Por esta razón, puede que no sea la opción ideal para usar en lugar de leche para recetas que requieren calor, como productos horneados o bebidas calientes.

¿Para qué debo usarlo?

La leche de avena es lo suficientemente deliciosa como para consumirlo de por vida. Pero se cree que la leche de avena también se destaca en varios contextos. Debido a su rica textura, está empezando a convertirse en la leche a base de avena que se usa como elección para mezclarlo con el café.

 La consistencia más pesada la hace perfecta para el café latte y agregarlo frío a cualquier café helado, le dará una cremosidad que va incluso más allá de la leche entera.

Los usos de la leche de avena

¿y qué más usos puede tener la leche de avena? Por supuesto que esta rica y deliciosa leche puede cumplir perfectamente otros usos en:

Utilizar en la cocina

En la cocina, la avena se come naturalmente o con otros cereales empapados en ella. En muchas recetas, también puede reemplazar la leche de vaca. ¡Los panqueques con leche de avena son deliciosos!

Uso en cosmética

La leche de avena es excelente para la piel y el cabello, por lo que puede usarla como un fluidizador para cremas y máscaras caseras. También se aconseja diluirlo en su agua de enjuague después de un champú.

Deja un comentario